La residencia cuenta con un espacio para la fisioterapia

La Orden Hospitalaria de San Juan de Dios mantiene una apuesta por el proyecto de asistencia a personas mayores en Antequera es por eso que recientemente ha culminado la tercera fase del proyecto de renovación del complejo residencial actual. En este proyecto la orden ya habría invertido alrededor de un millón de euros en la actualización de las instalaciones para atender a los usuarios residentes y modernizar las mismas.

“Lo importante del proyecto no es solamente el cambio de instalaciones sino el modelo asistencial que la orden quiere imponer en Antequera. La orden, que tiene más de cinco siglos de trabajo en la asistencia socio sanitaria y en este caso con las personas mayores, desea llevar la misericordia de Dios a estas personas”, afirmó el padre Luis Valero, consejero delegado de la Orden Hospitalaria San Juan de Dios.

El padre Luis Mariano atendiendo a una residente

Desde que la orden se hiciera cargo hace casi cuatro años del antiguo complejo de ‘Las Hermanitas de los Pobres’, el objetivo de la misma ha sido el de “implementar el proyecto hospitalario que conlleva la renovación de las instalaciones que era necesaria, pero más que nada, implementar el modelo en la actuación de San Juan de Dios y desarrollar una asistencia humanizada”, explicaba el padre.

El centro cuenta en la actualidad con 34 trabajadores, dos de la orden hospitalaria y un grupo de voluntarios con el objetivo de dar la mejor asistencia y compañía al anciano residente.

Los técnicos en una clase de terapia ocupacional en la residencia San Juan de Dios

La última fase de renovación de este inmueble de principios de los años 70 ha permitido la ampliación del número de habitaciones en la segunda planta donde se ubican los ancianos con mayor dependencia a nivel físico y cognitivo. Así, también se han construido espacios como enfermería, dos salones de estar con mobiliario acondicionados a las características de estas personas, un comedor, una sala de fisioterapia y otra para terapia ocupacional.

Para Luis Mariano las necesidades de estas personas a esta edad se dividen en dos: “la afectiva tras una vida en la que sus proyectos llegan a su plenitud, pero en ocasiones se vive con sentido de final o de que ya no sirve para nada; y otra, referente a sus capacidades cognitivas y físicas que intentamos cubrir y puedan ser vividas a plenitud”, indicó el padre.

La coordinadora del centro de Antequera junto con el consejero delegado de la orden

La orden se plantea en Antequera desarrollar todo un modelo de atención socio sanitaria para personas mayores por lo que se plantea nuevos proyectos como el centro de día y respiro familiar. “Son proyectos todavía muy iniciales. En principio queremos fijar la asistencia en la residencia aunque nos gustaría estar en otros ambientes de Antequera. No tenemos miedo a innovar y responder a lo que el usuario necesita”, afirmaba el consejero delegado de la orden.

Por su parte, la coordinadora del centro residencial de Antequera, Encarnación Cuesta, afirmaba que el objetivo de la orden es implementar un “modelo individualizado en el que se intenta adaptar a las necesidades que cada uno de ellos tienen. Intentamos hacerlo de manera multidisciplinar, para ello, mis compañeros y yo nos reunimos una vez a la semana para ver las soluciones que le podemos dar a cada uno de ellos. No es un modelo tan paternalista como el antiguo, ahora nos centramos en ellos y para ello incorporamos un abordaje con fisioterapia y ocupacional con una gran cercanía al usuario. Queremos ir a fondo en cada una de las problemáticas de cada uno de ellos”, explicaba la coordinadora del proyecto.

*Campos obligatorios
...y recibe Gratis
¿Qué Concursos, Ofertas o Cupones te interesan?