Top_generico_seat
Juanma Cabrera en disposición de lanzamiento sobre la portería valenciana

Aunque los imponderables jugaron su papel más que estelar en la visita a “Los Sauces”, para evitar que el Conservas Alsur se viniese con algo positivo de dicho desplazamiento cierto es que los miedos y las angustias no parecían terminarse esta temporada para los hombres de Lorenzo Ruiz que volvían a jugársela este pasado fin de semana en casa y ante otro de los poderosos del grupo caso del Puerto Sagunto, un rival abocado a jugar sí o sí el sector de ascenso y que iba a buscar en este tramo final de liga hacer valer los mejores números posibles para con ello tener la posibilidad de organizar dicha fase en su propio feudo. Ante tal tesitura un equipo antequerano dispuesto a cerrar su permanencia casi de manera matemática no estaba dispuesto a conceder opciones sabedor de lo muy complicado que le estaba siendo arrancar puntos lejos del “Argüelles” y lo lejana que quedaba la posibilidad de salvar los muebles precisamente a costa de vulnerar o “tomar” canchas contrarias. Tras un intercambio de goles al principio (4-4), la calidad individual levantina fue contrarrestada por la intensidad defensiva de un rival en el que Diego Moyano no solamente detenía balones inversosímiles sino que además conectaba las contras y hacía goles aprovechando las inferioridades del rival. Un 12-8, al filo del descanso daba la mayor ventaja a los de casa que en ataque tampoco daban opciones a su rival. Tras el descanso 14-11, volvió a salir más enchufado el cuadro de Lorenzo Ruiz que desplegó su mejor balonmano a costa de darle velocidad a sus acciones a diferencia de un cuadro de Vicente Nogués que elaboraba con más parsimonia sus acciones ofensivas pero que en muchos casos se perdía ante el generoso esfuerzo de la defensa adversaria. Tras el 21-15, en el ecuador del segundo tiempo un parcial de 3-8, metió decididamente en el choque a Sagunto que pareció mejorar con Miravalle de avanzado en tareas defensivas, pero de nuevo las acciones de Moyano amparadas en sus compañeros de línea propiciaron que al contrataque la balanza al final se decantara claramente de lado antequerano (31-25).

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here