Los voluntarios sembraron alrededor de 500 plantas y árboles en el paraje de Arroyo Barbero

En la jornada del domingo alrededor de 150 personas participaron activamente en la arbolada que se desarrolló en Cañete la Real, una iniciativa impulsada por el programa Málaga Viva del Servicio de Cambio Climático de la Diputación de Málaga con la colaboración del Ayuntamiento del municipio.

Carmen Ruiz, técnica de Málaga Viva, explicó que con la organización de las plantaciones participativas se pretende luchar contra el cambio climático y la erosión del terreno, contribuyendo a reducir la huella de carbono desde nuestro entorno más cercano. Para ello, es imprescindible la implicación y la concienciación ciudadana, así como la participación de personas de diferentes generaciones.

La plantación tuvo lugar en el paraje de Arroyo Barbero, a unos centenares de metros del casco urbano de Cañete la Real, donde los voluntarios sembraron alrededor de 500 plantas, tanto árboles (chopos, higueras o álamos) como plantas aromáticas (lavanda tomillo o romero).

Ruiz se mostró muy satisfecha por la magnífica acogida que esta iniciativa ha tenido en Cañete la Real, y es que en torno a un centenar de vecinos del municipio participaron en la arbolada junto a unas 50 personas llegadas desde Málaga en autobús

*Campos obligatorios
...y recibe Gratis
¿Qué Concursos, Ofertas o Cupones te interesan?