Con otra nueva y gran oportunidad perdida una semana antes en el pabellón de “Anaitasuna”, cuando los de Moli no supieron mantener la renta de tres goles adquirida ante Magna Gurpea, con el añadido de que sus dos rivales directos en la lucha por la salvación también dejaron escapar sendas ocasiones de oro el UMA Antequera volvía a repetir viaje este pasado fin de semana para medir sus fuerzas al otro rival navarro caso del Aspil Ribera del emblemático “Pato”. Otra final y ya restaban sólo tres con esta para los “universitarios”, que seguían abonados a un mal que venía acaompañándoles durante toda la competición como era el de no saber o poder cerrar los partidos después de que muchísimo puntos se les hubiesen escapado en los últimos cinco minutos de choque.

El UMA ya conocía de inicio, lo cual no era una buena premonición que sus dos rivales directos en la pelea por la salvación habían puntuado con lo que en el caso de Jumilla que había vencido a Santiago cobraba una renta de cuatro puntos sobre los antequeranos que en realidad eran uno más por aquello del “average”. Las cuentas eran claras dos victorias en los tres partidos eran obligadas para meterse de lleno en esa lucha y hacia ese objetivo emprendió camino desde el pitido inicial el cuadro antequerano ante un rival muy experto que también conocía la derrota de su directo y vecino rival del Magna Gurpea sabedor que un triunfo le devolvería a la quinta plaza siendo de hecho los hombres de “Pato”, los que mandaron en los primeros compases de partido creando peligro ante Alberto pero el UMA mantenía buen orden en defensa dando el primer zarpazo a través de Armando (M.15), que sorprendió a la zaga local. El Aspil trata de volcarse y David Pazos tiene la oportunidad de empatar pero es Chillo en una contra quien hace el segundo antes del descanso (0-2).

Tras el descanso los locales buscan de inicio la remontada, siendo Joselito y Roger los que están cerca de conseguirla pero el UMA no descarta la opción de abrir más tierra de por medio hecho que consigue Óscar (M.33).

A partir de ahí se repite la historia, los de casa se la juegan atacando de “cinco” y el calvario para el UMA se inicia. Rubí (M.35) y Pazos (M.36), reducen distancias empatando Joselito en el minuto 39, decantándose el duelo a falta de 48´´ en un disparo lejano de David Pazos ante el que Alberto no puede hacer nada.

*Campos obligatorios
...y recibe Gratis
¿Qué Concursos, Ofertas o Cupones te interesan?