El cebo en el vacuno es un proceso lento

Continuando con el proceso que nos lleva a obtener la carne de vacuno Dcoop, los terneros pasan de nuestras explotaciones de origen a la fase de cebo. El cebo en el vacuno, a diferencia de otras producciones, es un proceso lento, en el que los animales van adquiriendo el peso óptimo progresivamente, en un periodo que varía de media entre los seis y los diez meses.

Durante este periodo los animales se alimentan de pienso, compuesto por materias primas nobles, como son maíz, cebada, soja y trigo, además de disponer de paja a libre disposición. El uso de cereales de la mejor calidad le proporciona un sabor extraordinario a nuestra carne. Es importante el control de dichas materias primas el cual se realiza desde la compra de las mismas, que se hace desde la división de Materias Primas de Dcoop, que es la encargada de la compra en común para las fabricas de pienso pertenecientes al grupo, y que vela por su calidad y salubridad. Pasado ese primer filtro, también se realizan los controles necesarios en las fábricas de pienso para garantizar la calidad del pienso que consumirán nuestros animales.

Otro aspecto importante es el bienestar animal, los animales disponen en nuestros cebaderos de una superficie suficiente para su esparcimiento, una cama que se mantiene limpia para su descanso y agua limpia, para que encuentren las condiciones optimas necesarias para su engorde.

Por último, como veíamos al principio los animales estarán en nuestros cebaderos por un periodo que varía en función del sexo, así, las hembras permanecen durante 6-8 meses hasta alcanzar un peso vivo entre los 400 y 450 kgs, mientras que en el caso de los machos entre los 8-10 meses, alcanzando entre los 500 y los 550 kgs.

*Campos obligatorios
...y recibe Gratis
¿Qué Concursos, Ofertas o Cupones te interesan?