Cuevas Bajas, Cuevas de San Marcos y Villanueva de Algaidas no celebrarán este verano ningún evento de carácter lúdico y cultural que propicie la concentración de un gran número de público. Así lo acordaron ayer los alcaldes de estos municipios para continuar con la actitud responsable que requiere aún en estos momentos la situación de alerta sanitaria motivada por la COVID-19, a fin de frenar definitivamente el virus y evitar un posible rebrote.

Esta medida quedó recogida en un documento que firmaron ayer los regidores de los tres municipios en un encuentro celebrado en el consistorio cueveño. El acuerdo recoge, específicamente, no celebrar ni permitir la celebración de fiestas populares, romerías, festivales, certámenes, acampadas, campamentos de verano o cualquier actividad lúdica o cultural, y no abrir al público las piscinas municipales en la presente temporada 2020.

Una decisión consensuada desde el sentido común que los ediles definieron así: “Este acuerdo es fruto de la puesta en común y la búsqueda del bienestar de toda la población, intentando minimizar los efectos de la pandemia mundial; ahora más que nunca, debemos ser más responsables, si cabe, y no tirar por la borda todo el esfuerzo y sacrificio que hemos llevado a cabo estos meses durante el estado de alarma”.

------------------------------


------------------------------


DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here