boda

Una boda, como todo evento, tiene un protocolo. No son unas normas fijas, pero sí unas pautas recomendables que sirve de guía para que todo se pueda desarrollar de una forma correcta y ordenada

En el caso de la ceremonia, sea religiosa o civil, lo ideal es que el novio y la madrina -su madre o un familiar muy allegado como una hermana- sean los primeros en llegar al lugar donde se oficie, para ir recibiendo a los primeros invitados.

A la hora de sentarse, el protocolo indica que la familia de la novia debe situarse en el lado izquierdo y la del novio en el derecho. En la actualidad no se sigue mucho esta tradición, colocándose cada invitado donde elige. Eso sí, por cortesía, siempre hay que dejar los primeros asientos a la familia más directa y personas más allegadas, como los testigos, especialmente si van a realizar algunas de las lecturas en la misa o van dedicar algunas palabras a los novios.

el protocolo indica que la familia de la novia debe situarse en el lado izquierdo y la del novio en el derecho

La música elegida por los novios o la marcha nupcial comenzará a sonar una vez estén el novio y la madrina esperando junto al altar o lugar donde se oficiará y los invitados situados en sus asientos. No queda correcto esperar en la puerta de la iglesia, Ayuntamiento, hotel… sino dentro del recinto.

Con el inicio de la música será el momento de la entrada de la novia y el padrino y a continuación las damas de honor -si las hubiera- y los pajes. Un momento que se está invirtiendo comenzando a desfilar en primer lugar los niños que acompañan a la novia, portando flores, las arras y los anillos.




DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here